Estancada, colocación de la velaria

Desde hace más de medio año, los trabajos de recolocación de la velaria sobre el auditorio «Guelaguetza» están estancados. Pese a que la Secretaría de las Infraestructuras y Reordenamiento Territorial Sustentable (Sinfra) comprometió que quedaría concluido a finales del 2015, no hay progresos sustanciales.
La dependencia reportó ayer que las obras reanudaron este año y actualmente presentan un avance del 12 por ciento. No obstante en un recorrido efectuado este domingo por la zona, se constató que prácticamente son inexistentes los trabajos.
Obra inconclusa heredada desde el sexenio de Ulises Ruiz Ortiz, la cubierta de tela francesa, que tuvo una inversión global de 104 millones de pesos, ha enfrentado diversos problemas, tanto en la colocación total desde el año 2011, como el desgarramiento en diversos tramos, en el 2012.
Bajo la responsabilidad de «Lonas Lorenzo», que debe terminar los trabajos sin costo alguno, y una vez que realizó la Sinfra una «consulta pública», la dependencia decidió reanudar los trabajos a finales de marzo del año pasado.
No obstante, ha sido interrumpido en distintas ocasiones, primero por la realización de las fiestas de los Lunes del Cerro, y después por presiones de trabajadores afiliados a la CTM, que han exigido a la empresa les contrate equipos y camiones de carga, o en su caso debieran pagar una «indemnización» de aproximadamente 80 mil pesos.
Ayer, la Sinfra que preside Sergio Pimentel Coello dijo que desde hace dos semanas reiniciaron los trabajos, que consisten adecuaciones a la cimentación de los 10 mástiles, suministro y colocación de los mismos, así como la colocación de la membrana.
Cabe recordar que los recursos de la inversión fueron tomados del Fondo Regional (Fonregion) federal e inicialmente, bajo el contrato número JO3UE02080047/2009, fue adjudicado a Isolux Corsan Construcción S.A. de C.V., con un monto total de 65 millones 932 mil 950 pesos.
Con «Lonas Lorenzo» se amplió a 104 millones de pesos y a casi seis años, no ha sido concluido.
Hace cuatro años, el entonces responsable de Sinfra garantizó que «se mejoró la calidad de la malla de forma considerable, aumentando su peso de 900 gramos a un kilo 400 gramos por metro cuadrado y se cambió el sentido de la costura de los lienzos, lo que evita desgarres».

 

fuente noticiasnet.mx

Leave a Comment