Oaxaqueño permanece en Nepal para ayudar en rescate

El joven oaxaqueño, originario de Santa Cruz Huatulco,  Arturo Baez Martínez,  de 24 años de edad salió ileso del terremoto de 7.9 grados que azotó la capital de Nepal, y países cercanos, el pasado fin de semana y se quedará en la zona para ayudar a los habitantes de Katmandú.

El oaxaqueño alumno de la licenciatura en Sicología Budista en el Instituto Rangjung Yeshe, en Katmandú, vive desde hace un año ocho meses  cerca del centro histórico donde se colapsaron los templos y estatuas  milenarias, informó Ana Martínez, mamá del joven.

“Cuando ocurrió el terremoto estaba en su casa, el vive muy cerca del epicentro, Gracias a Dios están bien físicamente, pero muy asustados y dolidos por la situación triste que están viviendo”.

La mamá del universitario, único mexicano en el  aseguró que éste continuará en ese país asiático para realizar  algunas tareas humanitarias.

Arturo Baez comentó a la madre que la ciudad está devastada, que  es nulo el servicio de energía eléctrica, telefonía y agua potable, y pudo acudir a la representación diplomática de México para avisar que estaba bien de salud.
Ahora lo que requiere, junto con sus compañeros del Instituto, es proveerse de conservas mientras se resuelve la etapa la emergencia”.
Asimismo, refirió, el Instituto Rangjung Yeshe suspendió temporalmente las clases debido a que sus instalaciones están habilitadas como albergue para damnificados.
Una organización civil le dio las facilidades a mi hijo para comunicarse a Huatulco, para avisar que se encuentra bien, y que continuará por allá”, mencionó.
Gladys Martínez, es directora y profesora de una escuela privada, tiene dos hijos, uno de ellos es Arturo, además de su padre el abogado, Arturo Baez.
Orgullosa de su hijo, resumió, “estudió la preparatoria aquí (en Santa Cruz, Huatulco) en la Costa, desde muy chico, tuvo afinidad por la filosofía budista. Esa vocación lo llevó a viajar a China, India y Francia.
Fue hace un año, cuando nos participó, aquí en Huatulco, que estudiaría en Katmandú una licenciatura de tres años, sicología del Budismo; donde el acceso, y la disciplina, es muy rigurosa”, asentó.
El joven oaxaqueño además de español, domina los idiomas inglés, francés y  mandarín.

fuente tiempoenlinea.com.mx

Leave a Comment