Yo no haría política; mejor actúo: hija de Angélica Rivera

Sofía Castro trata de «aterrizar» luego de un agitado 2012 en el que dio un paso importante en sus aspiraciones en el mundo de la actuación al participar en «Un cachito de cielo», seguir con sus estudios y, lo más coyuntural: cambiar su residencia a Los Pinos, al lado de su mamá, Angélica Rivera, y su padrastro, el presidente Enrique Peña Nieto.

No obstante, en entrevista que publica la revista 15 a 20, asegura que su vida no ha cambiado nada, que en familia están más unidos que nunca y dice estar «muy orgullosa de mis tres papás».

En su entorno como estudiante tampoco ha notado cambios; comenta que sus compañeros la tratan igual y sus amigos, que son siete siguen siendo los mismos. Respecto a nuevos escenarios de gente que está a su alrededor y la cuida, señala que no le incomoda pues está concentrada en su preparación, en la escuela, y a la espera de que llegue otra telenovela.

Hija de la actriz Angélica Rivera y del productor de telenovelas José Alberto Castro (hermano de Verónica Castro), Sofía tiene claro desde pequeña que quiere seguir los pasos de su madre, pero al principio, dice, sus papás no la tomaban en serio hasta que en 2010 ‘El Güero’ Castro le dio un papel de tres capítulos en la telenovela «Teresa», en la que alternó con Angelique Boyer y Aarón Díaz.

En 2012 trabajó en «Un cachito de cielo», donde dio vida  a una adolescente que sufre bullyng  porque viste como hombre. En este sentido aconseja a las jóvenes que sufren de acoso en la escuela que no hagan caso, que nunca dejen de ser ellas mismas y se quieran tal y como son, porque seguramente son hermosas.

En la entrevista con 15 a 20, Sofía Castro dice que sigue con su preparación académica y cuando tiene llamado le dan permiso para faltar y consigue los apuntes. Le gusta el reto de combinar sus actividades, pues señala que por dedicarse a la actuación «no me gustaría perderme la experiencia de la prepa».

Toma clases de actuación en la Casa Azul y, de carrera, refiere, «me gustaría estudiar comunicación o psicología».

Eso sí, de política nada, pues a pesar de que dice, que «se me hace un tema interesante», Sofía no cree tener talento ni capacidad para ello.

«Siento que mi pasión es actuar, interpretar a diferentes personajes. La política sí me interesa pero no me dedicaría a eso», afirma.

En la entrevista también habla de su novio, Jorge, con quien sostiene una relación desde hace casi dos años, y con quien se siente contenta, feliz.

 

Leave a Comment