Cultivan alimentos para diabéticos

ZIMATLÁN DE ÁLVAREZ, Oaxaca.- ¿Habrías imaginado que una planta ofrece a las personas con diabetes la posibilidad de no tener que sacrificar el sabor de sus alimentos para mantener controlada su enfermedad? Stevia es la respuesta a esta interrogante.

Hasta el 2015, en Oaxaca se contabilizaron 150 mil personas con diabetes, en su mayoría personas adultas y de la tercera edad, quienes desde el momento de conocer su diagnóstico tuvieron que adaptarse y optar por nuevos hábitos alimenticios.

Para algunos sectores de la población, la palabra Stevia ya forma parte de su vocabulario cotidiano, siendo una de las varias opciones de sustitutos de azúcar disponibles. Expertos señalan que esta planta
es entre 100 y 300 veces más dulce que el azúcar, no contiene calorías y ningún macronutriente.

En el municipio de Zimatlán de Álvarez, un grupo de pobladores y campesinos se aventuraron en la siembra, cosecha y procesamiento de la Stevia. Agrupados en el Centro de Capacitación Productiva (CECAP), esta iniciativa promueve cultivos alternativos y sustentables, que además ofrezcan la posibilidad de conservar y trabajar el agro oaxaqueño.

 

Fácil de cultivar Mario César Méndez Hernández, técnico encargado del cultivo de Stevia, detalla que a diferencia de otras plantas no se requiere de grandes cantidades de agua. “La planta de Stevia sobrevive a condiciones difíciles con las altas temperaturas”.

En el campo de siembra, las plantas del endulzante reciben un tratamiento orgánico; se riegan con agua de pozo y utilizan fertilizantes naturales como el ajo, para combatir las plagas.

Las plantas de Stevia se siembran en surcos de más de seis metros de largo. Se les colocan una protección de malla en la tierra, para evitar que el agua que retienen se esparza.

LA PRODUCCIÓN

Este proyecto que nació con apoyo de la organización “José Dolores Domínguez” tiene apenas seis meses de vida, van por la tercera cosecha del año, pues el corte de la planta se realiza cada dos meses y medio.

Una vez recolectada la planta, se tienen que pasar a un proceso de secado en camas de malla sombra que son expuestas al sol por al menos tres días. Cuando las ramas están casi secas, un grupo de mujeres y hombres se dan a la tarea de deshojarlas, cuyas hojas son llevadas a un molino en Ayoquezco de Aldama, donde se encargan de pulverizar la planta.

“No sólo queremos generar un endulzante sano, también tenemos como meta generar fuentes de empleo. La Stevia nos está abriendo la oportunidad de tener una mejor salud y generar mayores oportunidades para esta comunidad”, indicó Mario César Méndez Hernández.

INNOVACIONES

Este colectivo de hombres y mujeres se aventuró en un nuevo proyecto, pues además de embalar endulzante natural introdujeron este tipo de “azúcar” en pan amarillo y en tamales de elote, para comenzar a utilizarlo como sustituto de la azúcar morena en los alimentos y no sólo en las
bebidas.

Para poder obtener todos los nutrimentos naturales de la Stevia, los productores sugieren disolver el polvo de endulzante o las hojas de la planta en agua hirviendo y dejarla reposar, incluso se puede hervir más veces, para que el concentrado de la planta contenga todas las propiedades que por sí sola tiene.

Una vez con el líquido “azucarado”, éste se puede refrigerar o mantener en temperatura ambiente y de esta forma ser utilizado en las bebidas.

“Una taza de té o café requiere al menos de dos gotas de Stevia líquida o de media cucharadita de las que se usan para gelatina… Las que parecen palita, de menos de un centímetro”, explicó.

BENEFICIOS

De acuerdo con organizaciones mundiales de consumo de Stevia en España y Estados Unidos, el consumo de esta planta es beneficiosa para las personas hipertensas.

La División de Medicina Cardiovascular de la Universidad Médica de Taipe, en Taiwán, ha determinado que la Stevia actúa como hipotensor y cardiotónico, es decir, regula la tensión
arterial y los latidos del corazón.

La Stevia es también vasodilatadora; además trabaja como antioxidante, bactericida, combate los hongos que causan la vaginitis, es un diurético suave y tiene efectos benéficos para la absorción de las grasas; además, se puede utilizar como cicatrizante.

fuente http://www.nvinoticias.com/

Leave a Comment