Se apoderan niños de libros en la FILIJ

MÉXICO, DF.- Apenas abre sus puertas y un zumbido de voces generadas por miles de niños se apoderan de cada uno de los espacios de la Feria Internacional del Libro Infantil y Juvenil (FILIJ), todos llegan perfectamente uniformados y con la curiosidad a flor de piel.

Desde preescolares hasta preparatorianos se maravillan de los stands de libros colocados en los jardines del Centro Nacional de las Artes. Actividades hay para todos, cuentacuentos, conciertos, talleres, incluso jardines que invitan al reposo y deleite del libro recién comprado.

Un paraíso de historias es lo que encuentran en cada paso, en las páginas hay narrativa, cuentos, poesía, las temáticas son diversas, cada libro representa un viaje a la selva, al espacio, a lo oscuro, a mundos de zombis y vampiros.

El ritmo este martes lo puso Cachivache, no importa si se saben o no las canciones, son tan pegajosas y de temas tan cotidianos en los niños que las adoptan y cantan a todo pulmón, como aquella dedicada a los papás y otra más a los días de ir al estadio a ver jugar al equipo familiar.

Libros de diseños impecables, de portadas llamativas, de temas asombrosos, clásicos que se renuevan a través de su presentación, son un imán para los asistentes de todas las edades.

Los niños secretean entre sí y no disimulan de quién están hablando, todos recorren con la mirada cada uno de los títulos, hojean y huelen los libros, unos se deciden rápido y otros meditan por más tiempo la compra final, tienen que hacer rendir el dinero.

Ante la paciencia de maestras y vendedores de libros recorren cada uno de los stands, es maravilloso ver la efervescencia de los pequeños comprando libros, unos expertos dicen ya tener algunos títulos.

-¡Ya!, también voy a pagar este, dice un pequeño

-Pero si ya no traes dinero, le responde la maestra

Es entonces cuando dice que prefiere gastar lo único que le queda en el libro en vez de las golosinas que pensaba comer.

La solidaridad también se ve entre amigos, se cooperan entre sí, monedas van y vienen entre los grupos de niños, comparten además comida y se revuelcan en el pasto, descansan y toman fuerzas para seguir recorriendo la FILIJ.

Los más grandes aunque no conozca a los pequeños les ayudan a contar el dinero, “déjame ver si te alcanza” le dice una niña a uno más pequeño cuando lo ve en apuros para ver si el dinero que tiene será suficiente para comprar un libro de ‘Olivia’.

Con loncheras en mano y bolsas repletas de libros los niños corren por toda la feria, las parejas de adolescentes no pierden oportunidad de apartarse del grupo en el que van, se abrazan y se besan, también hay algunos que se pelean y otros más cantan las canciones de las bandas participantes.

Las actividades son diversas y la FILIJ cierra hasta el 17 de noviembre, durante los siguientes días habrá presentaciones editoriales, música, teatro, danza, conciertos, narraciones y presencia de autores.

El comic también tiene un espacio importante en esta feria. En las conferencias lo mismo se ve adultos interesados que niños, aquí todos buscan tomarse una foto con el conferencista o bien que les de su autógrafo, no falta el generoso que regala dibujos originales de las historietas y los ganadores salen con el preciado tesoro y la sonrisa a flor de piel.

fuente imparcialoaxaca.com.mx

goodspeed.com.ua/
квартиры без посредников
senordecor.com.ua/

Leave a Comment