Terminal “democrática” del CNTE, con oficinas en Cdmx

CIUDAD DE MÉXICO.- Luego de ubicarse durante dos años en el plantón magisterial, empleados de la terminal de autobuses clandestinas que opera la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) rentaron dos locales en calles aledañas a la Plaza de la República.

Los negocios se ubicaron en Ignacio Vallarta 7 y Tomás Alva Edison 57, Colonia Tabacalera, Delegación Cuauhtémoc, donde pagan rentas mensuales de más de 5 mil pesos.

En marzo pasado autoridades capitalinas desmantelaron el campamento magisterial, pero los organizadores de la terminal prefirieron no alejarse del lugar y colocar sus taquillas en la zona, donde venden pasajes de la Ciudad de México a Oaxaca.

Los taquilleros, supuestos integrantes del magisterio y de organizaciones sociales simpatizantes, ofrecieron viajes sencillos a 230 pesos, y redondos a 450; casi 60 por ciento menos que en cualquier terminal legal.

En la Terminal de Autobuses de Pasajeros de Oriente (TAPO), el boleto sencillo de la empresa ADO cuesta 552 pesos, mientras que en AU alcanza los 440 pesos.

Las corridas se hacen de noche para que choferes puedan evitar a autoridades federales; los conductores esperan viajar llenos y parten en grupos de tres a cuatro autobuses para acompañarse.
Susana Gómez Juárez, directora de la escuela primaria Guadalupe Martínez, en Oaxaca, regentea la línea dorada.

La línea «Pantera Rosa» es operada por los docentes Patricia y Óscar, cuyos trabajadores evitaron dar a conocer sus nombres completos y en qué escuela de Oaxaca trabajan.

La proliferación de basura, el ruido y el tráfico provocado por las unidades antes de salir molestaron a vecinos.

«Aquí dejan muy sucio, alguien les dio permiso y seguro fue la Delegación, pero aquí eso es todos los días, ahora vea cómo está de asqueroso», dijo el dueño de un bar frente al local de la línea «Pantera Rosa».

El bajo precio del boleto es la mayor ventaja que ven los usuarios.

Adriana, originaria de Oaxaca, platicó que compró boleto al no conseguir transporte por las vacaciones; ha utilizado los autobuses desde 2013, cuando el servicio sólo se prestaba a participantes en el plantón magisterial.

El comerciante Esteban dijo que usa la línea dorada sólo cuando los maestros no hacen protestas en la Ciudad de México, porque entonces la Policía federal los detiene en la caseta de Huitzo, Oaxaca.

«Cuando vienen los maestros a hacer sus plantones para acá es la única vez que no los ocupo, porque ya los están esperando los federales en las casetas para bajarlos, retener el camión y no dejarlos pasar», contó.

fuente http://www.nvinoticias.com/

 

Leave a Comment