Se reunifican triquis… pero contra el gobierno

Lo que el gobierno desunió, el gobierno volvió a unir. Es la apreciación de Reyna Martínez Flores, dirigente de un grupo de indígenas triquis, que tiene copado desde el viernes el acceso lateral este del Palacio de Gobierno.

Y en el lado oeste, también desde el pasado viernes, se atrincheró el grupo que dirige Braulio Hernández, mientras que desde hace un mes, Juliana Martínez ocupa el acceso principal con su gente. Sólo falta el de Lorena Martínez, para conjuntar a todos los desplazados de San Juan Copala, que en 2010 salieron de sus comunidades en la Mixteca, por miedo a la ola de violencia y asesinatos.

«No es coincidencia, no nos pusimos de acuerdo, pero estamos en lo mismo. Ojalá nos volviéramos a unir de nuevo, para que nos haga caso el gobierno», sostiene Reyna mientras amamanta a uno de sus dos hijos, nacidos en el exilio.

Anuncia que ahora sí el «plantón» será indefinido, hasta en tanto sean recibidos por el titular del Poder Ejecutivo, Gabino Cué Monteagudo, los reciba:

«Creo que es el supuesto avance que el gobierno da, este es una muestra de lo que está haciendo, en lugar de ir para adelanta, va para atrás… El mismo Estado hace que estemos distanciados; si no nos reciben, lo que vamos a buscar es un diálogo entre nosotros para unirnos», recalca.

Martínez Flores, una de las 135 personas beneficiarias de las medidas cautelares dictadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), expone que la Secretaría General de Gobierno y su titular, Alfonso Gómez Sandoval Hernández, han fallado en su labor de interlocución y solución de la demanda: justicia y retorno a Copala.

Indica que en distintas ocasiones la dependencia les prometió que gestionaría una audiencia con el gobernador Cué, lo cual no se ha concretado hasta ahora.

«Nos cambian de funcionarios, creo que la Segego se está burlando de la gente que tiene una esperanza en el gobierno que los apoye, esto es un cansancio para nosotros; se acercó el subsecretario Dagoberto Carreño pero bien claro les dijimos que ya no queremos más diálogo con ellos. Ya llegamos al límite», dice.

Añade que ahora buscarán unirse nuevamente los cuatro grupos de desplazados, para exigir de manera conjunta al gobierno una solución definitiva.

 

fuente noticiasnet.mx

Leave a Comment