Un grupo de estudiantes del Instituto Tecnológico de Tuxtepec (Ittux), Oaxaca, desarrollaron un “tope” vehicular que genera energía eléctrica para abastecer de batería a teléfonos móviles, computadoras portátiles y tabletas.

El modelo, que realizaron alumnos de ingeniería electromecánica consta de dos cilindros hidráulicos que usan la energía del movimiento de un automóvil para bombear aceite a presión, el cual recae en un acumulador hidráulico que pone en marcha un motor, encargado de accionar el generador eléctrico que carga los dispositivos electrónicos.

Este invento de los jóvenes oaxaqueños es una fuente generadora de energía limpia, considerada por sus creadores como económica y que no genera contaminación ambiental.

Actualmente, los alumnos utilizan el modelo que desarrollaron como material didáctico, con el que realizan ensayos en conversión de energías; sin embargo, buscan que dicha tecnología se pueda implementar en calles y carreteras.

FUENTE http://imparcialoaxaca.mx/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *